Ayuda Psicológica en Línea Web Oficial

martes, 15 de abril de 2014

30 días para fortalecer la Autoestima


"Yo soy yo
En todo el mundo no existe nadie exactamente igual a mí…
Yo soy yo y estoy bien"
- Virginia Satir.


autoabrazo
La autoestima es una creencia, es decir un pensamiento que nos indica si algo es verdadero o falso, placentero o doloroso, bueno o malo y el nivel donde “ese algo” se encuentra respecto a sus polos.

La autoestima juega un papel fundamental en la calidad de vida, si una persona considera que vale poco es imposible que se sienta satisfecha consigo misma. En definitiva mientras mejor sea nuestra autoestima mayor será nuestra capacidad de disfrutar la vida. 

Concretamente  la autoestima se refiere al valor que nos damos a nosotros mismos como personas. 

Una pregunta simple pero trascendente: ¿Cuánto valor consideras que tienes? Bien, si contestas honestamente y te esfuerzas en desarrollar tu respuesta descubrirás algunas cosas acerca de las cuales no estabas plenamente consciente pero sobre todo sabrás el nivel de autoestima que tienes. 



Para darnos un punto de referencia diremos que las señales más comunes de baja autoestima son: falta de motivación para emprender metas, pesimismo, estilo de vida sedentario (hábitos o prácticas nocivas), hipersensibilidad a la opinión de los demás (timidez) y  sentimientos de incompetencia.


problemas psicológicos
Hay experiencias en las cuales es normal que nuestra autoestima disminuya por ejemplo: un divorcio o decepción amorosa, un despido laboral, la pérdida de un ser querido, la noticia de enfermedad crónica o terminal, problemas legales o cualquier experiencia “relevante” que afecte nuestras áreas vitales; durante estos periodos es natural que nuestro estado de ánimo decaiga (incluso teniendo una buena autoestima, no somos máquinas). Una persona con autoestima elevada pondrá todo su empeño en enfrentar su desafío y de considerarlo necesario pedirá ayuda profesional.  

Si en tu caso eres ajeno a las experiencias que mencionamos antes (o ya las has superado) y aún así percibes la necesidad de fortalecer tu autoestima es importante que pongas manos a la obra.  Nuestro inconsciente es un sistema inteligente y cuenta con infinidad de mecanismos para ponernos en alerta cuando es necesario, es decir el momento idóneo para trabajar la autoestima es aquel en que percibimos que debemos mejorarla.



El primer paso para elevar nuestra autoestima es RECONOCERLODECIDIR trabajar en ella. Fortalecer nuestra autoestima no tiene que ser necesariamente difícil como generalmente se piensa; como mencionamos antes la autoestima es una creencia y el lado amigable de este proceso es que las creencias dependen del contenido de nuestros pensamientos y este contenido puede ser modificado a voluntad.


30 DÍAS ELEVANDO LA AUTOESTIMA.

Gran Autoestima
Nuestra autoestima depende del contenido de nuestros pensamientos por lo tanto, nuestros esfuerzos estarán enfocados en crear “contenido de calidad” y lo obtendremos estimulando aquellas experiencias que el cerebro considera como más valiosas o benéficas durante los próximos 30 días. 

La mejor manera de colocar contenido valioso en nuestro cerebro es mediante la acción repetitiva y contundente;  por lo tanto será indispensable que revises tu agenda y dosifiques en tu horario las actividades. 

La frecuencia dependerá de la relación entre tu espacio disponible y tus actividades obligatorias. Mientras respetes la frecuencia será más importante la INTENSIDAD y CALIDAD que la cantidad con que las lleves acabo, la lógica es simple: a mayor auto-exigencia mejores resultados

ASPECTO PERSONAL: Esta es la rutina más fácil de llevar a la práctica y que más rápido da resultados. La mayoría de las personas nos arreglamos cuando conocemos a alguien o cuando asistimos a un evento social, pero subestimamos el impacto que tiene nuestro aspecto personal sobre nosotros mismos.

Arréglate y vístete para ti mismo!!  Al invertir más en la higiene personal y la forma de vestir invariablemente te sentirás más atractivo que antes, además la gente que está a tu alrededor lo notará y te lo harán saber. Si no tienes idea de cómo mejorar tu aspecto personal observa los aparadores de las tiendas de ropa y pon atención a los conjuntos, consulta revistas, acude a la estética y pide al personal sugerencias, mejor aún pide a alguien que te estime que te acompañe y asesore.

PONERSE EN FORMA: Sin lugar a dudas cuidar tu salud y ejercitarte te harán sentir mejor, cuida tu alimentación: reduce la ingesta de azúcar, procura los vegetales y toma agua. La actividad física te ayudará a regular tus hábitos de comida y sueño, el beneficio psicológico de hacer ejercicio es que al hacerlo envías un mensaje subliminal a tu cerebro “Soy un persona dinámica y  disfruto cuidándome a mí mismo”. Una sesión de 30 minutos 3 días a la semana es más que suficiente para lograr un impacto positivo en tu autoestima.

LENGUAJE CORPORAL: Habitúate a mantener un comportamiento  acorde al bienestar, evita fruncir el sueño, apretar la boca, mover las extremidades de manera impaciente, acostúmbrate  a eliminar la rigidez de tu cuerpo al caminar y procura hacerlo con la frente en alto  y lo más importante: SE ESPONTÁNEO, SONRÍE Y SE TU MISMO.

LIDERAZGO: Para lograrlo no es necesario ser el presidente de una compañía o convertirse en representante político, desarrollar liderazgo  es simplemente comprender que tu  visión del mundo crea tu realidad (de echo toda realidad es subjetiva),  cuando te centras en tus propias convicciones en lugar de reaccionar a la actitud de los demás ERES UN LIDER. Mantener una posición de liderazgo es posible cuando los demás escuchan tu opinión y la toman en cuenta. Concéntrate en aquellas cosas en las que eres bueno (o mejor aún  en las que eres experto), habla constantemente con los demás de aquello que te apasiona, busca ayudar a alguien, asesora y pon tus habilidades  a disposición de los demás. 

PASIÓN: Dedícate de manera constante a aquello que te entusiasma y si ya estás en camino hazlo con pasión y energía. Comprométete contigo mismo: “durante los próximos  30 días me dedicaré a realizar aquello que más amo en la vida apasionadamente”. Si actualmente no tienes un interés particular sobre algo es hora de que repases tu lista de sueños pendientes y enciendas la llama de la pasión. Explora aquella actividad que siempre has deseado realizar y que has dejado rezagada: emprender un negocio, afiliarte a un club de lectura, escribir poesía, aprender a cantar, iniciar (o terminar) una carrera profesional, escalar una montaña, hablar con tus hijos, dominar un idioma etc.  Todos tenemos gustos e intereses diferentes y es precisamente aquí donde entra en juego la autoestima, seguramente ya habrás escuchado aquello de “todos somos únicos e irrepetibles” bueno pues no solo es cuestión de tu huella dactilar,  entregar apasionadamente parte de tu vida a una actividad según tus propios gustos e intereses es algo que nadie jamás podrá hacer, solo tú.

CONTRIBUYE: durante estos 30 días esta será tu oportunidad para dar algo y desprenderte de tu ego, comenzar a dejar huella en la vida de otros sin pedir nada a cambio, haz algo con lo que puedas decirte a ti mismo que eres una persona tan increíble que puedes contribuir de manera valiosa al bienestar social. Visita un asilo para ancianos, un orfanato, acude de voluntario a un hospital, apoya en los servicios de tu iglesia, planta un árbol, adopta una mascota abandonada,  recoge la basura de tu cuadra, etc.  Si tienes hijos, sobrinos o amistades con niños pequeños pídeles que te acompañen y al mismo tiempo estarás haciendo algo que muy pocos hacen: educar con el ejemplo.

DIVIÉRTETE: planea actividades que te hagan reír y/o pasarlo bien, dedica un día a la semana a olvidarte de tus preocupaciones, has todo lo posible por dedicarte a DISFRUTAR DE TI MISMO, ve al cine, acude a los bolos, toca un instrumento musical, prepara un platillo, lee un libro entretenido, sal a pasear con tu mascota, asiste a un centro recreativo, visita un museo, juega al futbol con tus hijos, prepara a tu pareja una cena romántica y sedúcela! en fin… esta actividad al parecer sencilla para muchos, sin embargo para aquellos que nos están acostumbrados a pasarla bien simplemente por el hecho de estar vivos les costará algo de trabajo. Divertirse es sano, placentero y NECESARIO.

SOCIALIZAR: ponte como meta salir con otras personas cada fin semana durante los próximos 30 días. Cultiva tu círculo, sal con amigos y familia y aprovéchalos para conocer gente nueva, no importa si tienes pocos o muchos amigos, aquí hay algo importante: selecciona aquellos amigos que admiras y sobre todo que consideras son una influencia positiva para ti mismo y te estiman. Si crees que no eres una persona “muy sociable”  o incluso si consideras no tener amigos no te desanimes, ¡INICIATIVA  es lo único que necesitas!  Toma el teléfono y queda con alguien, será suficiente con estar dispuesto y hacer la prueba.

¿Por qué es tan importante socializar? Simple, es una de las experiencias donde más puedes practicar todas las actividades que ya hemos mencionado, el hecho de salir con gente positiva te ayuda a retroalimentar la imagen que tienes de ti mismo, conocer a gente nueva te hará sentirte interesante y valiente , como consecuencia empezarás a sentir una sana adicción por cuidarte y mejorarte cada vez más.

AFIRMACIONES: son frases breves que contienen un mensaje positivo, el cual nos estaremos repitiendo a nosotros mismos en el transcurso del día, por ejemplo “Me amo y me acepto tal y como soy, disfruto de mí mismo”. 

El objetivo de las afirmaciones es sugestionar al inconsciente, si se practica de manera asidua da buenos resultados y a largo plazo el efecto que produce es parecido al de la hipnosis (aunque en menor intensidad).

La mayoría de textos (no formales) que abordan el tema rebosan en esta recomendación, de hecho en un 99.9%  es el único elemento al que dan importancia.  Sin embargo dejemos bien claro que por sí mismas carecen de fuerza suficiente  para elevar la autoestima, digamos que las afirmaciones serán nuestro “complemento alimenticio” y la recomendación es practicarlas junto a las demás actividades.

Fortalece la autoestima
La autoestima es un proceso que está siempre en construcción, y como cualquier habilidad nuestras metas deben estar orientadas a la PERMANENCIA, ¿Quién aprende un nuevo idioma para después nunca ponerlo en práctica? El hecho de que aumentes tu autoestima en 30 días no significa que ya no tendrás que seguir trabajando en ella; las habilidades se adquieren con miras a utilizarlas de manera constante hasta que se hacen parte de nosotros, entonces dejan de ser un reto y se convierten en parte de nuestra “forma de ser” y esto es posible precisamente porque permanecemos ejercitándolas.

Fortalecer nuestra autoestima es un trabajo que requiere disposición y esfuerzo, como se sabe no existen atajos para el éxito pero si estrategias para llegar a él y si te comprometes durante 30 días a llevar a cabo estas actividades obtendrás resultados sobresalientes respecto a la auto-satisfacción  que experimentas y la visión que tienes de ti mismo.

BOTONES SHARE THIS