Ayuda Psicológica en Línea Web Oficial

miércoles, 13 de mayo de 2015

Necesidades Educativas Especiales Parte I





“Todos son genios.
Pero si juzgas a un pez por su habilidad de escalar un árbol,
vivirá toda su vida pensando que es estúpido.”
 -Albert Einstein

Una Necesidad Educativa Especial se presenta cuando el menor tiene dificultades mayores que el resto de los alumnos para acceder a los aprendizajes acordes a su edad (bien por causas internas, por dificultades o carencias en el entorno sociofamiliar o por una historia de aprendizaje desajustada) y necesita, para compensar dichas dificultades, adaptaciones de acceso y/o adaptaciones curriculares significativas en varias áreas de ese currículo.

Este concepto abarca mucho,  por lo que para determinar las necesidades encontramos la primera diferenciación, aquellas asociadas con discapacidad y las no asociadas con discapacidad.
En este artículo hablaremos primero de las NEE asociadas a la discapacidad, las cuales abarcan la discapacidad auditiva, la discapacidad intelectual, la discapacidad visual y la discapacidad motora.

Discapacidad Auditiva
 Se refiere a la dificultad o imposibilidad de usar el sentido del oído debido a una pérdida parcial (que puede percibir algunos sonidos) o total. Otros términos utilizados para designar esta discapacidad son: personas sordas, alumnos con pérdida auditiva e individuos con deficiencia auditiva.

Discapacidad intelectual
El DSM-IV (Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales, 4ª. Ed., 1994) menciona que los criterios para su diagnóstico son los siguientes:
a) Capacidad intelectual significativamente inferior al promedio: un coeficiente intelectual (CI) de alrededor de 70 o inferior en un test de inteligencia.
b) Déficit o alteraciones de ocurrencia en la actividad adaptativa actual (eficacia de la persona para satisfacer las exigencias planteadas para su edad y su grupo cultural), en por lo menos dos de las áreas siguientes: comunicación, cuidado personal, vida doméstica, habilidades socio-interpersonales, utilización de recursos comunitarios, autocontrol, habilidades académicas funcionales, trabajo, ocio, salud y seguridad.
c) El inicio es anterior a los 18 años de edad.

Discapacidad visual
En este artículo el término deficiencia visual  puede abarcar la ceguera y la baja visión.

Discapacidad motora
Se refiere a la alteración de la capacidad de movimiento que implica en distinto grado las funciones de desplazamiento y/o manipulación, de respiración que limitan a la persona en su desarrollo personal y social.

Vale la pena comentar que las NEE, aun dentro de una misma discapacidad, son variables y que los alumnos con discapacidad forman un grupo muy heterogéneo y que un nombre no sirve para delinear el perfil de aprendizaje de cada uno de ellos.
Como padres debemos considerar las fortalezas que poseen nuestros hijos y apoyarles a superar dificultades, para eso debemos tener en cuenta las necesidades más frecuentes:

Área académica
  • Adquirir y/o consolidar una lectura y escritura funcionales.
  • Adquirir y/o consolidar el sistema de lectoescritura convencional.
  • Desarrollar habilidades para resolver problemas sencillos.
  • Establecer forma de comunicación (oral, escrito o alternativo).
  • Mejorar la coherencia de su lenguaje.
  • Ejercitar las funciones comunicativas (informar, pedir, ordenar, protestar, agradecer, etc.)

Área emocional
  • Fortalecer su autoconcepto y autoestima.
  • Identificar, expresar y manejar asertivamente sus sentimientos y emociones.
  • Fomentar la responsabilidad, el esfuerzo y el compromiso con la tarea.

Área motora
  • Desarrollar la coordinación motora fina.
  • Desarrollar la coordinación motora gruesa.

Área adaptativa
  • Desarrollar habilidades de autocuidado.
  • Conocer su entorno inmediato y desplazarse en él.
  • Desarrollar habilidades de autocuidado.
  • Desarrollar habilidades de toma de decisiones de manera paulatina y de acuerdo a las capacidades.
  • Aprender a realizar tareas hogareñas.
  • Desarrollar habilidades para integrarse a un trabajo.
  • Utilizar el tiempo libre y de ocio para actividades recreativas.
  • Manejar dinero como un satisfactor de las necesidades.

Área social
  • Desarrollar conductas socialmente aceptadas y adaptadas al ambiente en el que se desenvuelve.
  • Desarrollar la cooperación y ayuda durante el trabajo con otras personas.
  • Desarrollar habilidades relacionadas con la defensa de los propios derechos.
  • Entablar relaciones de compañerismo y amistad con miembros de su propio género y el opuesto.
  • Orientación relacionada a la sexualidad.

Como puedes notar, estas necesidades las pasamos todos a lo largo de nuestra vida; el aprendizaje de cada niño es diferente y cada uno lleva su propio ritmo, y que ya sea que tu hijo tenga o no una NEE, el apoyo que le brindes es parte indispensable para su desarrollo dentro y fuera de la escuela.   

Referencias:
Alumnos con dificultades. Guía practica para su detección e integración, 1999.
DSM-IV. Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales, 4ª. Ed., 1994.


Gracias por visitar el blog "Ayuda Psicológica en Línea", continuaré publicando artículos e información sobre Psicología Infantil y Psicología Educativa.
Si tienes alguna duda o deseas información específica puedes contactarme al correo electrónico: 1189moraleli@gmail.com o escribe tus comentarios para seguir mejorando.




BOTONES SHARE THIS